Recorrido por la bodega Concha y Toro

La bodega Concha y Toro abre sus puertas para develar algunos secretos de la historia, sabor y complejidad de sus vinos. Un wine tour que deja sin aliento.
Ubicada a sólo 45 minutos de Santiago e inserta en un centenario parque en la zona de Pirque, la bodega-viña Concha y Toro se ha transformado en una visita obligada para muchos turistas que recorren Chile. Fuimos convocados a visitar este ícono del vino chileno.
Para cumplir con el cometido debimos abandonar la ciudad de Santiago con dirección sur. En medio de una zona campesina encontramos el portal de entrada a la bodega Concha y Toro, uno de los establecimientos de mayor renombre y reconocimiento internacional, si de buen vino se trata.

Fuimos recibidos por un guía bilingüe, quien nos condujo por un parque hasta llegar al frente de la casona de Pirque, la cual era la residencia de la familia Concha y Toro. En ese lugar aprendimos que en el año 1875, a pocos años de la fundación de la viña (1883), su propietario, don Melchor, le encargó a su esposa la construcción de la casa de la hacienda. Poco a poco fuimos retrocediendo en el tiempo, nos imaginamos las tareas cotidianas de los empleados de la viña, los tiempos de la vendimia y la propia elaboración de los vinos.
  • Ícono del vino chileno

    Ícono del vino chileno

  • El Maule y su Cabernet Sauvignon

    El Maule y su Cabernet Sauvignon

  • Viñedos del Limarí en Primavera

    Viñedos del Limarí en Primavera

  • Un centenario parque en la zona de Pirque

    Un centenario parque en la zona de Pirque

  • Chardonnay, la variedad más preciada

    Chardonnay, la variedad más preciada

  • Su cielo azul intenso y su clima templado

    Su cielo azul intenso y su clima templado

  • Un lugar mágico

    Un lugar mágico

A continuación nos acercamos al viñedo de Pirque Viejo, donde el guía explicó el desarrollo de las vides y su manejo cultural y tecnológico. En este punto supimos que el clima de esta región es del tipo mediterráneo, que su suelo es aluvial y que en la zona no hay insectos ni hongos, por lo que no es preciso el uso de insecticidas. La vid conserva su calidad original.

La leyenda continúa

Luego de esta práctica charla, fuimos invitados a realizar la primera degustación de la mañana. Nos esperaba una botella del vino que mayor ha aportado para que la firma Concha y Toro se gane un lugar en el mercado internacional: Casillero del Diablo - Carmenere.
Esta variedad, que llegó al país a fines del siglo XIX, es cultivada comercialmente sólo en Chile. Por más de un siglo el Carmenere fue confundido entre plantaciones de Merlot, hasta que fue redescubierto en la década de 1890.

El guía nos explicó los pasos para realizar una completa cata y así disfrutar de las bondades de este vino. Apreciamos su color, aroma y sabor. Aprendimos que la copa en la que se sirve el vino influye en la percepción de los aromas y sabores de éste. Nos enseñó cómo oxigenar el vino para que vaya arrojando todas sus virtudes.
Luego de la degustación, fuimos invitados a conocer uno de los atractivos más significativos de la viña: la antigua bodega donde el fundador guardaba parte de sus mejores vinos. Allí conocimos la leyenda del Casillero del Diablo.
“Todo comenzó en 1883, cuando don Melchor trajo a Chile las más exclusivas cepas de la región de Burdeos, Francia. Estas cepas se desarrollaron extraordinariamente bien en las fértiles tierras del Valle del Maipo, con resultados nunca antes vistos. Sabiendo de la calidad de esta producción, don Melchor Concha y Toro se reservó una partida de los mejores vinos para su consumo personal y el de su familia.

Estos vinos fueron guardados al fondo de su bodega, en un casillero especialmente diseñado. Transcurrido un tiempo, don Melchor se percató de que estos vinos comenzaban a desaparecer. Luego de numerosas indagaciones, llegó a concluir que estaban siendo robados por gente de los alrededores.
Sabiendo el grado de superstición de los habitantes del sector, decidió difundir el rumor de que en su bodega habitaba el mismísimo Diablo.
La historia funcionó: el miedo desalentó a todo ladrón y nunca más una botella volvió a desaparecer. Un simple rumor comenzaba a convertirse en leyenda. La gente del pueblo llegó a convencerse de que efectivamente allí vivía el Diablo. Incluso no faltaron los que decían haberlo visto” – nos relató de un modo sugestivo y enigmático nuestro guía. Lo cierto es que ya han pasado más de 100 años y la historia aún continúa viva en esos muros.

Continuamos nuestro tour de la bodega y degustamos el último vino: un “Don Melchor – Cabernet Sauvignon”, que representa el vino de la viña. Repetimos la operatoria y descubrimos un vino de excepcional carácter y complejidad.
Finalmente, conocimos el wine-shop donde se puede adquirir una amplia gama de vinos y de souvenirs que nos recuerdan el paso por el lugar. Nosotros elegimos la copa que habíamos utilizado para degustar los vinos de Concha y Toro.
Leer paseo completo... Marcelo Sola / Gentileza Conchaytoro.com

Datos Útiles

Dificultad: bajo

Duración: 4 horas en total

Horario: De lunes a domingo, 10:30 - 11:00 - 16:00 en idioma español, 10:00 - 11:30 - 12:00 - 15:00 en idioma inglés

Cómo llegar: En modo particular se debe abandonar la ciudad de Santiago con dirección sur, hacia la zona del Valle de Maipo. Hay agencias de turismo que ofrecen el servicio de transfer hasta el lugar.

Para tener en cuenta: Se requiere reserva previa a la fecha de visita deseada. En periodos de alta demanda, preguntar por tours adicionales al hacer su reserva. Lo ideal es contratar el tour con una agencia de turismo que se encargue de realizar todos los avisos correspondientes.

Ubicación

Contacto

OTSI – Tour Operator
Santa Magdalena 72 Of. 308, (8320000) , Santiago, XIII Región Metropolitana
Tel: +54 2-24899200
E-mail


Welcome Chile - ¿Qué hacer en Santiago?

© 2007-2020 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675243 Ley 11723